Se puede poner precio a la calidad?

A principios de los años 80, la gama de fabricante alemán Mercedes-Benz se resumía en dos líneas de turismo y en una de “vehículos” todo terreno, que tenían en común tanto el precio excesivo como la baja eficiencia de sus motores. En la parte positiva, es justo reconocer que, en su momento, se habían ganado a pulso la fama de vehículos robustos, hasta el punto de que había auténticas mafias que robaban en Europa los modelos Mercedes W123 para luego venderlos en países del norte de África, ya que eran muy apreciados por los que cruzaban el desierto. Puede parecer un punto muy positivo, pero es oportuno recordar que estas mafias también echaban el ojo a los Peugeot 504 y Peugeot 505.

Con una situación económica no muy desahogada, una gama de vehículos que se podía catalogar como rancia o muy rancia y con la competencia apretando los talones (BMW E21 vigente, BMW E30 en camino y Audi despertando con el 80 B2), Mercedes necesitaba un vehículo que se situase por debajo de su modelo W123, en un nuevo nicho de mercado que permitiera obtener una cifra de negocio importante y sobre todo, que fuera todo un Mercedes. Así en octubre de 1982 se puso a la venta el Mercedes W201, o Mercedes 190.

El Mercedes 190 aportó una estética nueva para el fabricante alemán (inspiró el diseño del W124) y un nuevo diseño de la suspensión trasera… y nada más. Cuando fue presentado, el fabricante dijo que era un vehículo tan elegante, exclusivo y vanguardista como sus hermanos mayores, claro que luego, con los datos en la mano, no dejaba de ser un coche de 4,42m, con un motor de 90cv en gasolina o 72 en gasóleo, con un cambio de cuatro velocidades, y con un equipamiento de serie que olvidaba los elevalunas, el cierre centralizado, el aire acondicionado o la misma dirección asistida, elementos todos que venían de serie, por ejemplo, en un Renault 18 GTX, que costaba menos de la mitad. A parte de todo esto, la calidad final de este coche dejó mucho de desear en todos los aspectos.

En el interior, y dejando de lado los tapizados de cuadros tan queridos por la marca de la estrella (y también por el grupo Volkswagen), no había nada, salvo un salpicadero hecho íntegramente en plástico opaco, que en los modelos más “equipados” se adornaba con un imitaciones de madera y los típicos botones brillantes, pero no iluminados, de Mercedes, y las típicas tres roscas para el sistema de calefacción. Lógicamente, la lista de opciones era casi infinita, y entre ellas destacaba las radios Becker, cuyo precio también iba en línea con el coche.

Hoy en día, cuando se cumplen 30 años del lanzamiento del Mercedes 190, el fabricante alemán nos ofrece el W204, o clase C, un vehículo que si puede ser considerado como un referente en calidad, tanto de los materiales usados como por los métodos de fabricación, y cuyo único punto negro es la utilización de un cambio automático sin manejo secuencial para los modelos de 4 ó 6 cilindros. Además, estéticamente es atractivo. En el caso de que estemos buscando una berlina media es un vehículo a tener en cuenta.

En un tarde de domingo tan divertida como hoy, he entrado en el configurador de Mercedes, para “diseñar” un Mercedes clase C y esto es lo que he ido viendo…

Lo primero que veo es que el modelo básico, con 156cv tiene un precio de 33.800€, pero bueno, por ahora es asumible, y además, “es un Mercedes“. En un segundo paso llego a las líneas de equipamiento, Elegance o Avantgarde, como no me llama la atención ninguna, decido configurar el coche con el equipamiento básico.

1.109€ la pintura metalizada y el cuero sintético 615€??? Bufff, las cosas ya están empezando a ponerse feas, pero bueno… todo por un Mercedes. Le ponemos una pintura metalizada, pero dejamos el tapizado de tela, pasamos a las opciones y vamos a ver cuánto cuesta un coche…

2.567€ por el cambio automático puede ser un capricho, pero tener que pagar 859€ por el climatizador automático me parece un robo, pero claro, a ver quién compra un coche de este precio sin climatizador… A esto hay que sumarle el dispositivo manos libres para el móvil, que supone pagar por el bluetooth y por la preinstalación (553 y 492€ respectivamente). Añadimos los faros de descarga por 1.798€ y no nos atrevemos a seguir mirado porque estamos ya en 41.297€!!!

Por otro lado, quizás hayamos abierto la página de Peugeot, y nos hayamos fijado en el modelo 508. Es también una berlina atractiva, de calidad y con un motor 1.6 THP de 155cv de gasolina fabricado conjuntamente con BMW. El caso es que si nos fijamos en el modelo Allure, al que sólo le hay que añadir los faros de descarga por 832€, descubrimos que la berlina francesa, es muy similar en equipamiento y motor al Mercedes, al que gana además en espacio interior, maletero y algún detalle de equipamiento, pero con un precio final de 30.652€, lo que significa que el modelo alemán es aproximadamente un tercio más caro que el Peugeot, en el que al menos, el cuero es de verdad… Lógicamente, esta diferencia se incrementa en el caso de pagar el coche con una financiación.

Siendo objetivos, es justo reconocer la superior calidad del Mercedes frente al modelo galo, pero, a parte de eso, el modelo alemán no aporta nada más. Por otro lado, para el Mercedes, al igual que al resto de las marcas que se llaman premium, hay que tener en cuenta unos precios de mantenimiento y recambios mucho más elevados, al igual que para el seguro, lo que hace que, entonces, todas estas diferencias se vayan incrementando con el tiempo y el uso.

Analizado estos dos coches, sólo puedo preguntar dos cosas…

1.- Justifica la mayor calidad del Mercedes su compra???

2.- Con los números en la mano, cuál sería realmente la compra premium???

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s